El frío y las mascotas

El frío y las mascotas

Si bien aún no ha llegado el invierno, pero ya han bajado las temperaturas considerablemente, y el frío se hace notar.

El frío y las mascotas

Muchos afirman que los animales no necesitan abrigo porque en la naturaleza ningún animal se abriga para pasar el invierno, por más crudo que este sea.

Si bien es verdad, cuando se trata de mascotas que conviven con nosotros, la cosa cambia y mucho.

En el caso de los perros, sólo las razas adaptadas a las temperaturas bajas son las que pueden llegar a disfrutar del frío, pero las que no están acostumbradas a éstas claramente lo padecerán.

En el caso de nuestras mascotas debemos agregar que viven en casas con calefacción, lo que hace que el cambio de temperatura sea muy brusco cada vez que salen a pasear a la calle.

El frío y las mascotas

Y al igual que nosotros, las mascotas también sufren las olas de frío o de calor y necesitan pequeños cuidados extra para sobre llevar mejor el invierno.

¿Cuáles son los síntomas que nos revelan que nuestro perro tiene frío?

El frío y las mascotas

Son varios los síntomas que nos permitirán saber que nuestro perro está pasando frío.

  1. temblores
  2. una respiración lenta
  3. movilidad torpe y pausada
  4. incluso, en algunos casos, pueden padecer somnolencia.

 

Perros delicados

En estas épocas hay que tener especial atención con los cachorros, las mascotas de edad avanzada, con los perros de raza pequeña y sobre todo con los perros que padezcan alguna enfermedad (en tal caso siempre es aconsejable ponerte en contacto con tu veterinario).

El frío y las mascotas

 

En el caso de los perros de edad avanzada, son muy comunes los problemas articulares, como las artrosis a nivel lumbar o lumbo-sacro. Estas patologías casi siempre empeoran con el frío intenso, pudiendo llegar a impedir que el animal logre levantarse solo y caminar. Estos animales necesitan sin duda estar abrigados en el invierno cuando salen a la calle o si permanecen en un patio. Además tanto los perros como los gatos ancianos, no tienen sus defensas en estado óptimo y su energía es menor que cuando son jóvenes, por lo tanto es muy importante cuidarlos del tiempo frío, sobre todo a la noche, cuando descansan y se quedan muchas horas inactivos. Este es el momento en que es más posible sufrir un enfriamento.

 

El frío y las mascotas

 

Los perros de raza pequeña o mini también padecen mucho el frío, pues su superficie corporal es muy grande en relación al tamaño, y esto facilita la pérdida de calor. Además sus reservas calóricas son menores y tienen menor capacidad par generar calor durante un tiempo prolongado.

 

2 problemas típicos del frío

  1. Otra de las cosas a tener en cuenta en el cuidado de las mascotas es sacarlas a pasear a las horas de más sol y, por supuesto, no tenerlas en esta época en el balcón o el jardín desprotegidas. Hay que prestar mucha atención a sus orejas y secarlas muy bien siempre que se mojen, pues así evitamos algo tan común como la otitis o los constipados intestinales.
  2. Otra de las partes de los perros que más sufre son las almohadillas plantares, sobre todo si son animales acostumbrados a salir a correr con sus dueños, ir a la nieve, etc. El problema es que con el frío se les agrietan y les duelen, pero la solución es fácil. Su veterinario le puede recetar una crema que colocada sobre la almohadilla cree una película protectora y le aísle de las inclemencias del tiempo.

 

El frío y las mascotas

¿Cómo protegerlos del frío?

  • Para evitar que nuestra mascota caiga enferma a causa del frío, debemos tener en cuenta todos los factores que entran en juego. En primer lugar, igual que con las personas, hay que evitar los cambios bruscos de temperatura. Es aconsejable que el perro no se encuentre demasiado cerca de un foco de calor y que no salga a la calle en horas de máximo frío.
  • Por otro lado, si un perro duerme a la intemperie, es importante que cuente con un alojamiento adecuado, que le proteja de la humedad y del frío. La caseta de nuestra mascota debe estar bien aislada, ser resistente a temperaturas extremas, debe tener un tamaño adecuado y con un suelo de madera o goma colocado de forma que esté más elevado que el suelo para evitar la humedad.

El frío y las mascotas

Si hace frio nos abrigamos!!

Para combatir el frío lo primero es, por supuesto, taparlos. La ropita para perros que tan de moda está en estos últimos tiempos no es sólo el capricho de dueños, sino que es una necesidad para algunas especies en los días más duros del invierno.

El frío y las mascotas El frío y las mascotas

 

Existen innumerables modelos de abrigos para perros, que se pueden obtener en diversos colores, tamaños y calidades. Los hay más o menos abrigados y también impermeables para protegerlos de la lluvia.

Incluso se pueden conseguir botas para perros, aunque muchos no las toleran y no paran hasta lograr sacárselas. También hay abrigos para los gatos, o puedes usar uno de perro pequeño.

Para los gatos sobre todo quizás es más apropiada la manta térmica, donde pueden descansar cómodos y bien calentitos.

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *